lunes, 19 de abril de 2010

La oposición al proyecto Minero Tía María en Cocachacra, Islay, Arequipa

Poderoso Grupo México acostumbrado a ganar

¿Contra quién se enfrenta Cocachacra ?

Acostumbrada a ganar en medio de protestas, el Grupo México es el polémico dueño de la empresa Southern que pretende instalar el proyecto cuprífero Tía María. Este grupo de poder económico no solo es el tercer productor de cobre más grande del mundo, también es uno de los más quejados por atropellos laborales.

La población del distrito de Cocachacra, en la provincia de Islay, ha decidido decirle no a la minería. Tras varios días de paro en rechazo al proyecto minero Tía María de la minera Southern Copper Corporation los protestantes lograron que se suspendiera la audiencia pública del Estudio de Impacto Ambiental. Sin embargo, su pedido va más allá. Pretenden que el gobierno se comprometa a revertir las concesiones mineras en la provincia de Islay, que llega casi a la mitad de su territorio. Pero antes de cantar victoria, hay que analizar a qué intereses se enfrenta este pueblo.

Un monstruo financiero

Southern Copper Corporation es una de muchas empresas que maneja el Grupo México. Su presidente ejecutivo, Germán Larrea, es el tercer multimillonario más rico de ese país y el número 72 a nivel mundial. Grupo México (GMéxico), tiene dos divisiones: la minera y la de ferrocarriles. En este último rubro opera el ferrocarril más grande y más rentable de México con 6,000 millas de vías y 15,000 carros, transportando por encima del 40% de toda la carga que va por vía férrea en el país.

Germán Larrea fue uno de los mayores beneficiarios de la privatización de empresas paraestatales en México. En 1988 le compró al gobierno federal el 95% de Mexicana de Cobre. Dos años después, en 1990, ya controlaba el 100% de la Mina de Cananea; en 1997 se hizo del 74% de las líneas de ferrocarril del Pacífico Norte, de Chihuahua Pacífico y de la línea corta Nogales-Cananea.

Según la información de su página web, GMéxico, a través de American Mining Corporation, se ha posicionado como el tercer productor de cobre más grande del mundo, segundo en el molibdeno, cuarto productor más grande de plata y octavo productor de zinc. También se coloca como la segunda compañía mundial y primera en estar listada públicamente en los mercados de valores en términos de reservas de mineral de cobre.

El cobre es 78% de su producción mineral. También produce el molibdeno (8%), plata (6%) y zinc (6%). Otros derivados son oro, carbón y ácido sulfúrico. Durante el 2009 las ventas de la compañía llegaron a 20 mil 319 millones de pesoso (mil 657 millones de dólares).

Pero además de estar relacionado a boyantes cifras, el nombre de GMéxico y Germán Larrea está ligado a varios escándalos. En 2006, Pasta de Conchos, una mina medio olvidada que Larrea puso a producir con métodos arcaicos, protagonizó un accidente donde 65 mineros murieron enterrados. Los cuerpos nunca se recuperaron y los deudos exigen hasta hoy una reparación.

Magnate en protestas

El grupo México que posee Southern, está acostumbrado a las huelgas y protestas de sus trabajadores. Un ejemplo es la mina Cananea, ubicada en Sonora, la cual era considerada una de las minas más grandes del mundo. En el año 2007 más de mil trabajadores iniciaron una huelga exigiendo mejores condiciones laborales y salariales. La medida de fuerza se mantuvo durante tres años. Sin embargo, el Poder Judicial de ese país, en febrero de este año, determinó que la huelga del sindicato de Cananea era ilegal y dio por concluida la relación entre trabajadores y empleadores.

Cocachacra contra GMéxico

La huelga indefinida que iniciaron los pobladores de Cocachacra el pasado miércoles, tras cuatro días de bloqueos, ha sumado dos heridos de bala y varios detenidos. A pesar del numeroso contingente policial que se desplazó hasta la zona, los manifestantes han conseguido mantener obstruida la carretera Panamericana en un tramo de cuatro kilómetros, desde el sector denominado el Fiscal hasta el ingreso a Cocachacra. Los camiones varados se cuentan ya por centenas y los viajeros interprovinciales deben caminar hasta 10 kilómetros para hacer trasbordos.

Finalmente, el viernes, Southern Perú decidió la cancelación de la audiencia pública programada para el 19 en la que se presentaría el estudio de impacto ambiental del proyecto cuprífero de Tía María. Pero no sólo la tensión propia de la medida de protesta determinó la decisión. Otra razón fue que a pocos días de realizarse se quedó sin local. La municipalidad provincial de Islay anuló el permiso para realizar la actividad en el Club de Tiro de Mollendo, por no contar con las medidas de seguridad. El local sólo tenía capacidad para un aforo de 200 personas, pero en la audiencia se calculaba que entrarían 800. Además, había una serie de normas que la empresa Southern y el propio ministerio de Energía y Minas, habían dejado de lado al cambiar el lugar de la audiencia recién el 11 de abril. Lo principal fue que las audiencias se deben realizar en las zonas de influencia directa, en este caso Cocachacra, pero se había decidido llevar la actividad hasta Mollendo.

Pese a la cancelación de la audiencia, y a las invocaciones de la Defensora del Pueblo Beatriz Merino, los dirigentes de Islay decidieron continuar con el paro. Su pedido es que la minera Southern Perú, se vaya definitivamente de Islay. En la mañana del sábado, las principales cabezas de la paralización se reunieron para evaluar la medida de lucha, entre ellos Pepe Julio Gutiérrez del Frente del Medio Ambiente de Cocachacra, Ricardo Quispe de la CGTP y los alcaldes de Deán Valdivia y Cocachacra, Richard Ale y Juan Guillén López, respectivamente. Hasta el cierre de esta edición el paro seguía firme. Sobre la propuesta de integrar una mesa de diálogo para solucionar la paralización, el secretario general de la CGTP Islay, Ricardo Quispe, indicó que no habían recibido ninguna comunicación oficial. En la capital de Islay, Mollendo, el paro no tuvo fuerza, por lo que los promotores del paro decidieron desplazar la protesta hacia la capital de la provincia, a partir del lunes.

Según los dirigentes aún pueden mantener la medida de lucha indefinidamente, ya que se organizó para contar con recursos alimentos que sustentaran el paro. Sin embargo, temían que el gobierno declarará el estado de emergencia en la provincia "Han llegado 1,500 soldados a la base de La Joya", indicó. (Unidad de Investigación)

El dinero que mueve Southern

Durante los últimos dos años (2008 y 2009), la empresa Southern Cooper Corporation, por sus operaciones en el Perú, tuvo un ingreso bruto total de 4 mil 934 millones 806 dólares. En el año 2009, obtuvo 2 mil 223 millones 338 dólares y una ganancia neta de mil 120 millones de dólares. En el año 2008 las ganancias o utilidades de la empresa llegaron a mil 608 millones de dólares. (Ver Cuadro 1)

El metal que más vendió fue el cobre, que aporta más del 50 por ciento de sus ingresos, esto es, mil 188 millones de dólares. Enseguida, el molibdeno que le generó 202 millones de dólares, la plata con un total de 59 millones y otros minerales por un monto de 73 millones de dólares. Nuestro país es uno de los principales productores de cobre del grupo México al que Southern pertenece.

La empresa tiene planeado invertir durante los próximos tres años mil millones a las operaciones que realiza en Perú, lo que incluye Tía María y las minas de Cuajone en Moquegua y Toquepala en Tacna. De estos se esperaba que 600 millones de dólares sean invertidos durante el año fiscal 2010.

Datos

De 2007 a 2009, las concesiones mineras en Arequipa subieron de 22,62% a 29,7%.

Las provincias con mayor cantidad de concesiones: son Arequipa, Castilla e Islay

En Islay (la zona del conflicto) el 48.3% de su territorio está concesionado (ver mapa).

Le sigue Arequipa provincia con el 28.7 % de su territorio.

Fuente: El Búho

No hay comentarios.: