viernes, 11 de septiembre de 2009

Sudamérica acelera su carrera armamentista

Sudamérica acelera su carrera armamentista

Guerra fría. países de la región anuncian fuertes gastos en material bélico. Brasil, Venezuela, Chile y Colombia son los países con mayor inversión en Defensa. Chávez y Evo Morales comprarían a Rusia.

Jorge Loayza.

La aceleración de la carrera armamentista en Sudamérica no es una tesis vaga. Al contrario, se sustenta en el anuncio de varios países de la región de fuertes adquisiciones de material de guerra y del incremento de presupuestos de Defensa.

A pocos días de la cumbre de la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur), Chile pretendió dar una señal con la iniciativa para derogar la Ley del Cobre, pero Brasil respondió con el anuncio de un acuerdo con Francia por US$ 14 mil millones en equipamiento militar, mientras Bolivia estaría interesada en comprar material bélico a Rusia por US$ 100 millones.

En tanto, según reportes, el gasto de Venezuela en armas creció más de US$ 4,000 millones en los últimos años, lo que ha convertido a ese país en el mayor comprador de América Latina.

Moscú, aliado de Chávez

Durante la reciente visita de Hugo Chávez a Moscú, los ministerios de Defensa de ambos países firmaron un acuerdo de cooperación militar. Los venezolanos no han ocultado el interés en adquirir submarinos y tanques de fabricación rusa, aunque la cantidad es información reservada. En ese marco cabe la pregunta de cómo queda la iniciativa de desarme propuesta en Unasur.

Lo claro es que hoy en la región se produce un incremento del gasto militar. De acuerdo con cifras del Instituto de Investigación para la Paz Internacional de Estocolmo (Sipri), en las últimas dos décadas el país que más gastos militares ha realizado en Sudamérica es Brasil: US$ 237,296 millones. Esa cifra se explica por la dimensión del país más grande de la región.

Los otros países con ingentes cantidades de recursos destinados a sus Fuerzas Armadas en los últimos veinte años son Colombia (US$ 70,837 millones) y Chile (US$ 63,358 millones). Argentina (US$ 43,429 millones) y Venezuela (US$ 29,974 millones) completan el grupo de grandes gastadores.

Frente a esos presupuestos lo que registra nuestro país no inspira mucho respeto. Desde 1989 al 2008, el Perú gastó US$ 16,887 millones, parte de ello para librar la guerra interna y enfrentar el conflicto contra Ecuador.

El experto en políticas armamentistas Andrés Gómez de la Torre sostiene que las visiones distintas de los gobiernos de los países sudamericanos ocasionan que la región se fraccione y aumente considerablemente el gasto militar.

Gómez afirma que, por ejemplo, el armamentismo de Brasil apuntaría a equilibrar el poder de fuego de Venezuela, que recientemente ha adquirido 26 Sukhoi SU-30 y 100 mil fusiles Kalasnikov.

Asimismo, el experto dice que la adquisición de 13 aviones Kfir por Colombia tendría por objetivo hacer frente a un conflicto externo tanto por el lado de Ecuador como por Venezuela.

El dato

Frente colombiano. Hasta la fecha, el gran gasto militar de Colombia se debía a la larga lucha que libra frente a las FARC, por ello ese país tiene la flota de helicópteros de combate más grande de Sudamérica, superan los cien. Sin embargo, ahora su gasto se ha redireccionado.

“Crisis económica impidió compras”

1] José Robles, experto en temas de Defensa de Ideele, dice que cada país planifica sus gastos de defensa en función de sus objetivos y capacidad económica. Explica que los recursos por el cobre que han obtenido las Fuerzas Armadas de Chile en estos años de bonanza le ha permitido realizar grandes adquisiciones de armamento.

2] Robles señala que mientras Chile empezó a planificar sus compras desde los años 80 con material de primera tecnología, países como Ecuador, Bolivia y Perú pasaron años de severas crisis económicas, lo cual no les permitió realizar compras importantes de material bélico.

3] En cuanto a Ecuador, ese país ha adquirido aviones Tucano por la amenaza de una incursión de las FARC por su frontera norte.

Fuente: http://www.larepublica.pe/archive/all/larepublica/20090911/5/node/217460/total/15/pagina

No hay comentarios.: