miércoles, 12 de diciembre de 2007

Condenan a Fujimori a 6 años de cárcel por instigar un crimen

Condenan a Fujimori a 6 años de cárcel por instigar un crimen

Sentencia establece que aprovechó su condición de presidente para que subordinado suplante a fiscal y allane casa de Montesinos.

César Romero.

Una pena de 6 años de cárcel recibió ayer Alberto Fujimori por ordenar a un militar que suplante a un fiscal para allanar la casa de su socio Montesinos y desaparecer los vladivideos de la corrupción que lo comprometen.

Esta es la primera condena que recibe Fujimori, en uno de los siete casos por los que fue extraditado de Chile. Además de la pena, que se cumplirá el 21 de setiembre del 2013, el veredicto dictado por el vocal instructor Pedro Urbina Ganvini establece su inhabilitación por dos años más para ejercer cargo público y el pago de 400 mil soles de reparación civil.

Fujimori escuchó el veredicto en aparente calma y luego de consultar con su abogado César Nakazaki apeló parcialmente el veredicto, por lo que la sentencia será revisada por la Corte Suprema.

A diferencia de lo que sucedió el lunes al iniciarse el juicio por los crímenes de Barrios Altos y La Cantuta cuando Fujimori se exaltó y le subió la presión, los que perdieron los papeles en esta ocasión fueron los congresistas fujimoristas Carlos Raffo, Andrés Reggiardo y Martha Moyano que acudieron a presenciar la lectura de sentencia.

Los seguidores de Fujimori insultaron y amenazaron al vocal instructor y al procurador adjunto Omar Chehade con tomar represalias a partir del 2011, cuando suponen volverán al gobierno. "Incluso podría ser mucho antes, ya veremos entonces", comentó Moyano.

En ese momento, al darse cuenta de la presencia cercana de los periodistas y que algunos de ellos pudieran haber grabado sus palabras, Moyano se quejó con el personal de seguridad judicial porque se permitiera a los periodistas tener grabadoras y celulares en esa área.

UN DELITO GRAVE

La sentencia estableció con abundancia de pruebas y contundentes argumentos jurídicos que Fujimori cometió delito de inducción a la usurpación de funciones, pues, al ocurrir los hechos, el 7 de noviembre del 2000, ocupaba el cargo de presidente de la República.

El magistrado subrayó que Fujimori merece una pena drástica, pues en su condición de presidente de la República tenía el deber adicional de hacer cumplir y respetar la ley. La Constitución de 1993, que promulgó Fujimori, indica en su primer artículo que el presidente de la República tiene el deber de hacer cumplir y respetar la ley, lo que no hizo al ordenar al jefe de asesoría jurídica de la Casa Militar que se haga pasar como fiscal, señaló.

Con esa opinión, el vocal Urbina desechó el pedido de la defensa de Fujimori, para que a este se le aplique una pena menor o igual a la impuesta al falso fiscal, el teniente coronel Manuel Ulises Ubillús Tolentino, condenado a cuatro años de prisión efectiva.

Además, anotó que al imponerse una pena de prisión esta debe contar con una serie de características, como tener sentido preventivo, para que no se vuelvan a cometer delitos similares, afianzar el respeto a la ley y el ordenamiento legal y defender a la sociedad.

VLADIVIDEOS

La sentencia también precisó que Fujimori dictó una orden ilícita con el objetivo de encontrar y desaparecer los videos grabados por Vladimiro Montesinos sobre actos de corrupción que ponían en riesgo la estabilidad de su gobierno.

Aunque se anotó que no es posible establecer con certeza que Fujimori se quedó con algún vladivideo, pues solo existe una declaración del ex director de la Policía Nacional Federico Hurtado Esquerre, la cual señala: "se cumplieron todos los objetivos del allanamiento" a los dos departamentos que ocupaba la ex esposa de Montesinos Trinidad Becerra.

Sin embargo, como nunca se levantó un acta de los bienes incautados en el departamento de Montesinos, no se puede establecer si Fujimori se quedó con todo o parte de los videos encontrados.

Las más de 70 cajas y maletas que se hallaron en el departamento de la familia de Montesinos, en un edificio de la avenida Javier Prado, fueron trasladadas cerradas a un salón privado de la base de la Fuerza Aérea de las Palmas, para ser revisadas por Fujimori y su cuñado Víctor Aritomi.

Luego de la revisión las maletas fueron presentadas a la prensa, en la que señalaron que solo se habían encontrado joyas y ropas. Solo después de una semana fueron entregadas a las autoridades judiciales, quienes recién realizaron un inventario.

La sentencia desechó los argumentos de la defensa de que Fujimori se vio obligado a dar una orden ilícita porque supuestamente en ese momento no había confianza en la administración de justicia, señalando que para entonces ya había una nueva Fiscal de la Nación y otras instituciones que también pudieron haber buscado a Montesinos.

Fujimori perdió su primer juicio y es desde ahora un condenado.

CLAVES

CONTINÚA JUICIO. Hoy a partir de las 9.30 de la mañana prosigue el juicio a Alberto Fujimori por las matanzas de La Cantuta y Barrios Altos.

INTERROGATORIO. El condenado Fujimori será sometido a interrogatorio por el fiscal supremo José Peláez Bardales sobre la formación del grupo Colina y la política contrasubversiva que se aplicó en el país.

PREGUNTA. ¿El grupo Colina se formó para responder al atentado contra la calle Tarata?

OTRA. ¿Es cierto que tres de los alumnos desaparecidos de La Cantuta tenían como único antecedente en la DINCOTE haber participado en una protesta contra su persona el 21 de mayo del 2001 al visitar esa universidad?

REACCIONES

"Esta sentencia nos da confianza y esperanza de que la justicia sabrá cumplir su labor con independencia".

Gloria Cano
Abogada de familiares caso La Cantuta

"Es una pena justa, la confesión sincera es para los que ayudan a la justicia de manera oportuna".

Ronald Gamarra
Ex procurador anticorrupción

"Congresistas fujimoristas deberían renunciar si quieren defender a Fujimori en juicios".

Luis Alberto Salgado
Consejo Nacional de DDHH

"La pena que esperábamos era la que corresponde a un instigador; es decir, una menor a la impuesta".

César Nakazaki
Abogado de Fujimori

Una confesión sincera tardía e inoportuna

El vocal instructor Pedro Urbina Ganvini rechazó la pretensión de Alberto Fujimori de que se le imponga una pena mínima porque se acogía a la confesión sincera y reconocía su delito.

Al respecto el juez estableció que esa confesión sincera solo era interesada para buscar una ventaja procesal, pues la hizo demasiado tarde, siete años después de haberse cometido el delito y ser puesto a disposición de la justicia por un proceso de extradición.

También enfatizó que Fujimori no dijo nada nuevo ni oportuno para el proceso, pues cuando manifestó confesar su delito ya estaba probado que había promovido que un militar cometiera un delito.

Urbina desechó el argumento de la fiscalía y la procuraduría de considerar a Fujimori autor mediato, por estructura organizada de poder, del delito de usurpación de funciones.

Sobre la comisión del delito, Urbina acogió en parte la posición de la defensa, Fujimori fue autor por inducción, pero le dio su propio enfoque al señalar que el acusado sí tuvo el control de la comisión del ilícito penal.

Fuente: http://www.larepublica.com.pe/content/view/193500/483/

No hay comentarios.: